Cataluña en valor y Castilla – La Mancha en volumen lideraron la caída de las exportaciones vitivinícolas en 2016, en un excelente año para Andalucía

España redujo sus exportaciones vitivinícolas en 2016, más en volumen que en valor al subir el precio medio por la mejor evolución de los vinos con mayor valor añadido, siendo los graneles y los mostos los protagonistas de este descenso. Las comunidades autónomas más enfocadas a estos últimos productos, como Castilla – La Mancha y Extremadura, lideraron la caída global en volumen, mientras que Cataluña fue la que más ingresos perdió respecto a 2015. En el polo opuesto encontramos a Andalucía, Comunidad que más creció el pasado año tanto en litros como en euros. Buenos datos también para Aragón, Madrid o País Vasco, entre otros.

Baleares y Canarias vuelven a registrar precios medio muy superiores al resto.

Por otra parte, Hong Kong realizó en 2016 su mayor inversión en vino hasta la fecha pese a que el volumen importado disminuyó levemente respecto a 2015. El vino envasado gana peso como primer vino importado y ya representa el 95% de las compras totales. Mientras, las importaciones de vino en Taiwán batieron récords en 2016 al crecer un 14% en valor y un 5,5% en volumen, gracias al excelente desarrollo de envasados y espumosos, vinos con gran valor añadido. Por el contrario, Singapur redujo sus compras más en valor (-6,3%) que en volumen (-2,8%) al ser el único de los tres que bajó de precio.

Francia representó más del 60% de la inversión total en vino en el conjunto de los tres mercados, a precios muy superiores a la media en cada uno de ellos por el gran valor añadido de sus vinos. Taiwán y Singapur gastaron en torno a un 15% más en vino español, mientras que Singapur invirtió un 9% menos tras el gran desarrollo registrado en 2015.

wineinmoderation_940x125movimiento_vino_banner